Triunfo por inercia

El CFS Castro se impuso a domicilio al Mar Rock en un partido que no pasará a la historia. Los rojillos tuvieron muchos más problemas de los que se preveían ante un rival mermado y plagado de juveniles pero que supo aprovechar el mal día de los castreños en ambas áreas para llegar con opciones a la recta final del partido. Tres puntos más pero un serio toque de atención de cara a recibir al líder el próximo sábado

Ficha técnica:

Mar Rock Cocinas Manolo: Koldo (1), Charly (1, y 1 en propia puerta), Christian (1), Manu (2) y Javi Ureña. Rubén Vallines.

CFS Castro Urdiales: Javi, Aspi (1), Aitor (1), Sergio (1) y Luis Pablo. Jorge Vega (2), Raúl, Oscar, Gonzalo y Álvar.

Árbitro: Rubén Sobaler Pesquera, actuando como cronometradora Laura González Revuelta. VIeron tarjetas amarillas Charly por parte local y Sergio y Luis Pablo (en dos ocasiones) por el bando visitante.

Goles: 0-1 Min. 1 Charly, en propia puerta, 0-2 Min. 2 Aspi, 1-2 Min. 4 Christian, 1-3 Min. 9 Jorge Vega, 2-3 Min. 16 Manu, 3-3 Min. 19 Manu, 3-4 Min. 24 Sergio, 3-5 Min. 26 Aitor, 4-5 Min. 28 Charly, 4-6 Min. 35 Jorge Vega.


IMG-20180408-WA0008El Castro regresaba a la competición tras el parón de Semana Santa visitando al último clasificado, un Mar Rock con muchos problemas de efectivos y que está sacando adelante la temporada gracias a la aportación de sus juveniles. Parecía un partido propicio para que los rojillos lograsen una victoria relativamente cómoda que les permitiese seguir manteniendo las aspiraciones a los cinco primeros puestos. Pero con este Castro tan irregular nunca se sabe y, tras lo que se presumía una victoria plácida después de dos goles en los primeros minutos, el choque se convirtió en un toque de atención por su escasa pericia en las dos áreas. Los castreños fallaron en los dos extremos del campo, con muy poca efectividad para la cantidad de ocasiones creadas y con demasiadas facilidades defensivas en la retaguardia.

Cierto es que la pista tampoco ayudaba, muy resbaladiza por el polvo acumulado y en la que cambiar de dirección era casi un imposible, pero al Castro le faltó su habitual ritmo en ataque y mucha, pero que mucha contundencia. Y eso que el choque comenzó con dos goles rápidos que hacían presagiar un encuentro cómodo ante un rival que alineaba hasta 5 jugadores juveniles en una convocatoria de 7 y cuya intención era resistir con una defensa retrasada y buscar algún contragolpe que les reenganchara en el partido.

Fue precisamente en una contra cuando Christian reducía distancias y avisaba a los rojillos de que el partido no iba a ser un paseo militar. El tanto local no hacía sino reforzar los papeles de cada equipo, con el Castro buscando el gol con constancia y los locales esperando agazapados cualquier error visitante para lanzar un zarpazo. En esta fase del partido iba a llegar el mejor tanto del partido, al rematar Jorge en el segundo palo una gran jugada colectiva al primer toque de los marineros.

Nueva renta de dos goles para los visitantes que nuevamente no iba a ser aprovechada por su poca puntería ante la portería de Koldo. El guardameta castreño del Mar Rock respondía con acierto a las múltiples ocasiones de los rojillos y permitía que los albicelestes mantuvieran sus opciones, que iban a incrementarse en la recta final de la primera parte.

IMG-20180408-WA0014A los 16 minutos, una nueva contra dejaba a Manu solo ante Javi para recortar nuevamente distancias y, poco después, Luis Pablo veía dos amarillas en apenas 30 segundos y obligaba al Castro a defender dos minutos con un hombre menos. Los rojillos iban a hacer un gran trabajo en inferioridad, defendiendo sin demasiados apuros y gozando incluso de una clara oportunidad ante Koldo, pero esta vez la fortuna iba a darles la espalda. Apenas 3 segundos de recuperar la igualdad, un disparo exterior de Manu igualaba el partido y encendía las alarmas en los castreños, que se iban al descanso conscientes de que habían desperdiciado 20 minutos y que en el ecuador del encuentro las cosas estaban igual que al empezar.

En la reanudación los castreños salieron dispuestos a no volver a dejarse sorprender y pusieron cerco a la meta de un Koldo que se multiplicaba para impedir el gol rojillo. Eran muchas las ocasiones de los visitantes en estos primeros minutos, hasta que Sergio aprovechó un rechace para poner al Castro por delante. Poco después Aitor aumentaba la renta tras una acción personal y ponía nuevamente dos goles de ventaja ante un Mar Rock al que le faltaba la frescura de la primera parte para contragolpear.

Pero los de Manolo Gutiérrez no habían dicho aún su última palabra y, sembraron cierta incertidumbre en la zaga castreña a través de balones largos, hasta que, en una jugada desgraciada, un disparo de Charly se le escapaba a Javi y volvía a apretar el partido. La luz roja volvía a encenderse y, durante algo más de cinco minutos los locales soñaban con el empate ante un Castro que seguía negado delante de Koldo hasta que, un rebote tras un disparo de Jorge subía el sexto y definitivo tanto al marcador.

En la recta final del partido y con todo ya perdido, los locales apostaban por el portero jugador, pero, ya casi sin fuerzas, apenas inquietaban a un Castro que ya no iba a dejarse sorprender y que iba a saber administrar perfectamente su renta para hacerse con los tres puntos.

Victoria que no puede ocultar la poca pericia de los rojillos en un partido que se ganó más por inercia que por juego y que deja muy a las claras que mucho tendrá que cambiar su versión de cara a recibir este próximo sábado a un líder que necesita un único punto para cantar el alirón en el Peru Zaballa.

Fotos: Lara Ríos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>