Exceso de confianza

El CFS Castro cedió dos puntos por segunda vez consecutiva en casa al dejarse igualar una renta de tres goles en su enfrentamiento con el Patatas Gómez Sala 2012. Los rojillos realizaron una buena primera parte, pero no supieron mantener la diferencia en la segunda ante el empuje de su rival, que consiguió igualar a cuatro minutos del final con portero jugador y una gran actitud en el segundo periodo.

Ficha técnica

CFS Castro (3): Alexis, Aitor, Rubén, Galende (2) y Oliver. Borja, Oli Sierra (1), Imanol, Gaizka y Jony.

Patatas Gómez Sala 2012 (3): Sergio, Amores (1), Fran (1), Alvaro y Vidal (1). Agut, Antolín, Carlos Bergua, Jaime, Casado y Alejandro.

Árbitros: Iker de la Hoz Escudero y Ander Garrido Cordón, del Comité Vizcaíno. Actuó como cronometradora Isabel Sanz Julián, del Comité Cántabro. Amonestaron a Galende y Alexis por parte local y a Alejandro por parte visitante.

Goles: 1-0 Min. 9 Oli Sierra, 2-0 Min. 11 Galende, 3-0 Min. 25 Galende, 3-1 Min. 27 Amores, 3-1 Min. 31 Vidal, 3-3 Min. 36 Fran, de doble penalti.

Incidencias: Partido correspondiente a la 11ª Jornada del Campeonato de Liga del Grupo 2 de Segunda División B disputado en el Polideportivo Peru Zaballa de Castro Urdiales ante unos 300 espectadores.


Los dos equipos empezaron queriendo imponerse en la pista y se disputaron la posesión de balón durante los primeros minutos. En un inicio entretenido y con alternativas por ambos bandos, el Patatas Gómez conseguía acercarse con peligro, obligando a intervenir en más de una ocasión a Alexis. Poco a poco, el Castro se fue haciendo con el balón y ahí empezó a crear peligro el equipo local, que vio cómo su adversario ejercía una gran presión para impedir el juego fluido de los rojillos.

72873843_10214475710277303_7153867754951409664_o

A pesar de que los visitantes seguían acercándose a la meta local con peligro, fue el Castro el que se adelantaba tras un rechace del portero y posterior remate a placer de Oliver Sierra. Tras el tanto, se sucedieron los mejores minutos de los fronterizos, que lograron imponerse en pista a un rival que durante esa fase del partido limitó sus acciones a contragolpes y al juego directo. Fruto de ese  buen hacer, el Castro lograba anotar el segundo por medio de Galende, que aprovecha un gran pase a la espalda para batir al portero en el mano a mano y en segunda instancia tras no conseguirlo en el primer disparo.

Ya en la segunda parte el dominio local continuó, pero el Castro subió la intensidad en defensa, lo que acabo suponiendo que los fronterizos sumaran cuatro faltas en menos de cinco minutos. Galende lograba poner el 3-0 en el marcador y firmar su doblete en el 25, pero el partido se empezaba a romper por momentos y, al final, el intercambio de golpes benefició a los visitantes, que conseguían reducir la diferencia a dos goles a trece minutos del final. El tanto descolocó en cierta medida a los rojillos, que dos minutos después hacían la quinta falta y motivaban la entrada del portero jugador visitante a pista.

75557472_10214475711877343_5471221880457265152_o

Con el juego de cinco, los maños controlaron a su antojo los tiempos del choque, con un Castro que se defendía ordenado y que contenía las peligrosas acometidas de su rival, pero casi sin poder responder en ataque ante la superioridad visitante. El que si sacaba rédito a la situación era el Patatas Gómez, que aprovechaba un error defensivo de Borja para hacer el 3-2. A partir de ahí, siguieron llegando los visitantes, que culminaban la igualada y su buen hacer en la segunda mitad con el tercer gol, de doble penalti tras una nueva falta local a cuatro minutos para la conclusión. Hasta el pitido final, los maños gozaron de alguna oportunidad más ante un Castro que a esas alturas sólo intentaba defender al renta, al que logró ya que el resultado al final no se movió.

Tras el empate, el Castro suma un nuevo punto -para situarse en 10- que le permite continuar una jornada más fuera de los puestos de descenso, si bien los rojillos pierden una oportunidad de alejarse de la zona roja, además frente a un rival directo por la permanencia. La próxima jornada los castreños afrontarán la salida más corta de la temporada para medirse al Zierbena en un derbi clásico por la cercanía entre ambos conjuntos.

Fotos: Amaya Brizuela