Nueva oportunidad

El CFS Castro afronta en casa un nuevo partido trascendental en sus aspiraciones de estar en lo alto de la tabla. Tras haberse recuperado con éxito de la mala racha con la victoria del pasado sábado, los rojillos pelearán ahora por continuar en la senda del triunfo ante el Nuevo Matadero Reinosa. Los campurrianos llegan colíderes de la categoría a esta séptima jornada, empatados a puntos con el primer clasificado, el Canalsa.

Foto: Amaya Brizuela
Foto: Amaya Brizuela

Los tres puntos conseguidos el pasado fin de semana en Villaescusa fueron un espaldarazo para el conjunto castreño, que con la victoria evitó distanciarse de los puestos cabeceros. Los fronterizos cuentan ahora con una nueva oportunidad de seguir sumando de tres en tres, algo que se antoja vital en casa, viendo la igualdad que reina en la categoría. El choque será, además, el primero de los tres que disputarán los rojillos en el municipio al jugar la siguiente jornada su segundo derbi de la temporada, ante el Portus Amanus en Sámano.

Con el recuerdo del batacazo en el partido ante el Colindres fresco, los castreños deberán extremar precauciones ante un rival que llega al Peru Zaballa con tan sólo una sola derrota en su casillero. El Inicio de los campurrianos ha sido bueno, y, pese a no tener unos rivales excesivamente duros en las primeras jornadas, los de Reinosa han mostrado un buen nivel de juego y resultados, algo que les ha postulado para estar en la parte alta de la clasificación al final de liga. Los de Nacho García han incorporado este verano varias caras nuevas que han aumentado la profundidad y competitividad de la plantilla. Con buenos jugadores en el aspecto ofensivo, el equipo más meridional de la región es un conjunto alegre, peligroso en el área rival, pero que puede conceder ciertas licencias defensivas que los hasta ahora los rivales no están sabiendo aprovechar.

Enfrente tendrá un equipo rojillo consciente de que debe mantener la misma concentración de la pasada semana para hacer valer su solidez habitual cuando juega en el Peru para que los puntos no vuelvan a escaparse del feudo castreño. Para este encuentro el cuerpo técnico marinero recupera a Dani Díez y a Jorge Vega, con lo que tan solo faltarán a la cita Aritz y los ya habituales Iruesta y Sergio Vitoria.

El encuentro dará comienzo a las seis de la tarde del sábado en el Peru Zaballa.

El Juvenil Nacional busca disipar sus dudas

44490733_258955438142769_5268045574891896832_nEl Juvenil Nacional actuará antes del senior, a las 16 horas, recibiendo al Valle del Ebro. Tras el sorpresivo empate de la pasada semana en tierras asturianas, los rojillos están ante una oportunidad inmejorable de hacer buena esa igualada con un triunfo que les permita no distanciarse de un dúo cabecero muy sólido y que aún no ha cedido un punto en lo que va de campaña.

Visitará el Peru Zaballa por última vez el equipo riojano, ya que la reestructuración del próximo año les llevará a un grupo diferente compartido con navarros y aragoneses. Los logroñeses afrontan su tercera temporada en la categoría ya asentados, los que les ha permitido tener un buen arranque que les ha situado tan solo dos puntos por detrás de los castreños, lo que convierte al choque en prácticamente un duelo directo.

No ha sido una semana fácil para los de Gonzalo Zubiaurre, que comienzan a acumular bajas y molestias que podrían obligar a convocar algún jugador más de lo habitual del Juvenil Territorial para reforzar la plantilla en un momento complicado de la temporada.

Casi toda la base, en casa

IMG-20181103-WA0004En lo que respecta al resto de equipos, actuarán casi todos en casa a excepción del Juvenil Territorial y el Alevín B, por lo que no habrá que desplazarse demasiado para disfrutar de sus progresos. Como ya indicábamos los de Miguel Angel Calvo tendrán que viajar, y lo harán en la matinal del sábado hasta Durango para medirse al Sasikoa. El objetivo, olvidar la durísima derrota de la pasada semana y volver a ser competitivos ante un rival de su liga.

El Cadete por su parte se medirá al mismo rival, pero en esta ocasión en casa, en la tarde del domingo en el Pachi Torre. Una buena oportunidad para dejar atrás la primera derrota de la campaña en el derbi y seguir aupado a los primeras plazas de la clasificación.

Por su parte los alevines afrontarán la cuarta jornada con la intención de estrenar su casillero de puntos. Los primeros en actuar serán los de Toño Vargas, que disputarán el derbi local ante las chicas del Mioño en un horario poco habitual, las 14 horas. Viajarán hasta Santander los de Adrián Vigistain, para enfrentarse a La Merced. En la mañana del domingo le llegará el turno a los más pequeños, que llegan a su derbi ante el Liendo con la moral por las nubes tras lograr su primer triunfo del curso el pasado sábado.